Con el fin de ofrecer una alternativa terapéutica al uso de antibióticos, un especialista del Instituto Politécnico Nacional (IPN) (Mexico), desarrolló un antiséptico germicida, a base de extractos naturales como violeta de genciana, orégano y tomillo.La opción médica podrá ser utilizado en el tratamiento de diversas infecciones, puesto que su eficacia es superior a la penicilina, tetraciclina y ampicilina, además de menos agresivo al organismo.


Pablo Rojano Cabrera —especialista egresado de la Escuela Nacional de Ciencias Biológicas del IPN— desarrolló este nuevo antiséptico que es más efectivo que diversos antibióticos que actualmente están en el mercado.
Estos resultados fueron certificados por la Secretaría de Salud en 2000 y organismos autorizados por esta dependencia (2004).
El compuesto puede usarse para eliminar la placa dentobacteriana, problemas de amígdalas infectadas, en piquetes de insectos, raspones, cortadas y directamente en heridas severas, comentó el científico. El Universal