Desde hace más de medio siglo se conocen los beneficios de la fluoración del agua potable para la prevención de caries en la población infantil.
Pero hasta ahora no se pensaba que esta estrategia trajera también beneficios para la protección dental de adultos y adultos mayores.
Un nuevo estudio en Estados Unidos, sin embargo, demuestra que quienes más se benefician con el acceso al agua fluorada en la comunidad son las personas mayores de 58 años.


De hecho, aseguran los investigadores de la Escuela de Odontología de la Universidad de Indiana, se benefician mucho más que los niños.
“La mayoría de los estudios sobre el impacto del agua fluorada en el cuidado dental se ha llevado a cabo en niños”, dijo a BBC Cienciael doctor Gerardo Maupomé, quien dirigió la investigación.
“Pero nuestro estudio demuestra que la fluoración del agua comunitaria es una inversión sólida para la gente de todas las edades”, agrega el investigador.
Costo
Actualmente muchos sistemas municipales en el mundo agregan flúor a sus redes de agua para reducir la prevalencia de caries dental en la población.
En Estados Unidos cerca de 65% de la población tiene acceso a agua fluorada.
La investigación comparó los registros de atención dental de 52.000 niños, adultos y ancianos pertenecientes a un plan de seguro dental en ese país.
“Queríamos determinar si los participantes vivían en una zona con flúor en el agua, y sus probabilidades de que tuvieran mayores o menores necesidades de cuidado dental” dice el doctor Maupomé.
Se compararon tres grupos: quienes vivían en zonas sin flúor en el agua, con fluoración intermitente y con flúor en el agua.
“Encontramos que quienes vivían en una la zona con flúor tenían menos necesidad de atención dental, menos tratamientos como empastes y coronas y menos costos asociados a éstos”.
“Y aquellos que vivían sin agua fluorada no sólo tenían mayores costos y más necesidad de tratamientos, sino las diferencias eran mucho más marcadas en los ancianos”, afirma el experto.
El costo, dice el experto, tampoco debería ser un obstáculo ya que por cada dólar que se gasta en fluoración del agua, se ahorra, US$38 en atención dental. BBC Mundo